0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos

Estaba sentada frente a la mesa del jardín para escribir a un amigo del que hacía tiempo no tenía noticias. No me salían las palabras y mi mano temblaba visiblemente ante el papel blanco. Detrás de mí una caricia helada recorría mi espalda y mis oídos se llenaron de aire.
El sol estaba ya en la puesta despareciendo las montañas. A estas horas mi gata acudía todos los días y se subía a mi regazo mientras yo leía. Hoy me miraba con ojos agresivos y gruñía como si no me conociera. Fue muy rápida al saltar sobre mi rostro pero me dio tiempo de cubrirme con el brazo. Las garras de sus patas delanteras se clavaron en mi carne y un fuerte mordisco arrancó de mi anquilosada garganta un grito aterrador. Luego salto hacia atrás y se fue corriendo a esconderse. Yo no entendía nada.
¿Qué había visto la gata que la había asustado de tal manera? Me di la vuelta y en la penumbra del atardecer creí ver una figura humana ¿Humana?, es un decir. Estaba totalmente ensangrentada; un ojo le colgaba sobre la mejilla y sus ropas estaban roídas, igual que sus piernas y brazos.
Me hablo con una voz ronca y desconocida.
—¿Me estabas escribiendo? —Preguntó—. Tranquila he venido a por ti.
El miedo me paralizó. Quería gritar y no podía. En estas volvió el gato, se interpuso entre ambos y no dejó de gruñir hasta que la figura desapareció.
Cogí la cuartilla en la que iba a escribir y el bolígrafo; entre en casa; los eché a la chimenea. Luego me abrigué -al caer la noche hacía frío- y, sin detenerme a mirar atrás me fui a ver a mi amiga, la que echa las cartas.
—¡Buenooo! — me dijo— Hace días que lo llevas pegado a tu espalda, cree que tú le puedes ayudar.
—¿Qué le ha pasado? Pregunté.
—¿No has escuchado las noticias? Se cayó de un andamio, estaba solo y se desangró. Lo encontraron rodeado de ratas que se deban un festín con su cuerpo.

Querido lector, mira detrás de ti, quien sabe que es lo que te está siguiendo

Mi pasión, mi necesidad: escribir, comunicarme, penetrar en el mundo de las pequeñas cosas; unirme a la vida y contagiar.

Últimos post porMontserrat Palau Iglesias (Ver todos)

Deja un comentario