0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos

 

Cada cierto tiempo aparecen nuevas cometas alrededor del faro. Parece que atraídas por las corrientes marinas de la zona se elevan abstraídas hasta lo más alto de la torre. Arremolinadas, enredadas en un trajín de viento del que no pueden escapar. El poder del faro avanza sin límite, de momento. Se siente poderoso, responsable incluso de haberle arrebatado a La Tierra su propia fuerza de rotación.

El faro ejerce una fastuosa influencia sobre ellas, hipnotizándolas desde su elevada figura de pedestal. Y cuando parece que alguna de las cometas se aleja más de lo normal, este les avisa, y les recuerda que pueden volar alrededor de él, pero que nunca jamás deberán rebasar el borde del área. Pueden jugar libremente, eso sí, dentro del perímetro acotado para tal fin.

Parece que  dibujasen  en el cielo formas eternas. Una belleza que permanecerá inalterable ante cualquier tempestad. Pero el futuro es un mundo incierto, la verdad es que todo desaparecerá.

Algunas veces al caer la tarde, surgen espontáneos duelos de cometas, que tras enfrentarse en una dura batalla por alcanzar la primera posición, caen rendidas y exhaustas con el último rayo de sol.

Si una vez fui cometa, ya no.

Ahora voy libre tras el viento, directa a La Tormenta.

Marley

Un pequeña mota en un inmenso mundo, en constante cambio y evolución. Escribo juntando letras que forman palabras. En ocasiones dan lugar a mundos de color, en cambio otras, borrones de tinta sin forma... De todo ello se alimenta mi espíritu. Amo la música y el cine clásico, el olor que desprenden los libros y la tierra mojada tras la lluvia... Amo estar viva para poder seguir creando cualquier cosa que aporte amabilidad al universo.

Últimos post porMarley (Ver todos)