0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos

Juego.

“Las palabras no hacen el amor
hacen la ausencia”

Cristo soporta la soledad
juega al escondido durante veinte siglos
hasta que Marx lo descubre y desarma.

Tenemos la verdad
una mitad del mundo tiene ya su verdad
otra mitad la duda.

Cristo sangra pecado por sus manos
donde el verdugo pone los clavos herrumbrosos.

Un hilillo de rojo mancha el camino
los hombres cargan la cruz
el signo de lo sublime de lo efímero
se ve a la lejos la procesión
los descalzos, los hambrientos, los torpes.

Allí me hallaba yo
entre los feligreses
esperaba encontrar mi gran verdad en el martirio

Pero Marx repetía sus conceptos, sus leyes,
sus principios y premoniciones.

Cristo, la sangre, el pan, la hostia
Cristo, la verdad, la mentira,
la eterna duda.

¿De dónde viene el Hombre?
¿Hacia dónde camina?
¿Qué seremos después? ¿Polvo? ¿Estulticia?

Marx toma el sudario, lo besa, lo desgarra.

Cristo suelta sus manos y saluda.

Cristo tomará el té con Marx
justo en Bagdad.

Últimos post porEsmérido Evaristo Ávila Rodríguez (Ver todos)

0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos

Deja un comentario