0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos

En el pueblo dijeron, “se juyó Matilde”. Falso, la raptó el viejo Antonio. Matilde, la flor mas bella del ejido El Tipillal, escapó del captor, corrió a casa de los padres y estos la repudiaron, regresó no con el depredador sino con Jacinto su novio. Fueron felices cuentan y tuvieron hijos, el mayor, Marcial, fue instruido desde pequeño odiar al cacique asesino de su padre. todos los días, escuchaba el mantra.
– !Tienes que matar a ese desgraciado! – Repetía la viuda.
Llegó el día, Antonio, acompañado de guardaespaldas huarachudos, fueron recibidos a tiros cerca del Pitillal, saldo: un esbirro caído del caballo muerto por un disparo, el resto huyó abandonando al patrón cagado de miedo. Abandonado a su suerte, es herido intencional en ambas piernas al intentar escapar de la emboscada.
Marcial no quiso rebajarse a ser un cobarde asesino, Antonio quedó parapléjico, en casa, lo espera la madre enfurecida por el fracaso.

[inbound_forms id=”2084″ name=”Apúntate al taller de novela y relatos online”]

 

Soy mexicano radicado en el estado de California, EE.UU. específicamente en la ciudad de Stockton. Tengo 64 años de edad y desde los 14 escribo poesía, recientemente, hara´ seis, escribo cuentos con diferentes temáticas, donde se destaca los problemas sociales y politicos de mi país Mexico al igual de Estados Unidos. Soy romántico de corazón y animal politico, esto se refleja en mi poesía y mis narraciones.

Últimos post porPablo Guillen (Ver todos)

0.00 Promedio (0% Puntuación) - 0 Votos